Blogia
eneta

Los amigos de Eugenia Berdún I (se admiten sugerencias)

Me hice el firme proposito de ser mas observadora. Hay muchas cosas a mi alrededor que pasan para mi inadvertidas..tanto mirar hacia dentro. La espera se me hizo larga. Conocía de sobra el bar en el que habíamos quedado, una de esas franquicias de facha irlandesa en las que se pierde un poco la noción del tiempo y del espacio. Julia, la camarera, y yo charlamos un rato. Cuando lo ví estaba ya junto a mi, no me di cuenta cuando entró en el bar, quizás ya estaba dentro cuando llegué, no sé. Firme a mi propósito de observadora intenté retener en su imagen cada uno de los detalles, casuales y no casuales que constituían su figura. Seguro que así podría entenderle mejor. Conocía a Luis, no eramos íntimos, desde luego, pero era el marido de Eugenia y habíamos comido juntos en algunas ocasiones, la última en Navidades.

Continuará, pronto.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

fairywindy -

Primero que nada dejame decirte que es un gusto verte nuevamente escribir en tu blog.
Y lo de Eugenia, serà un cuento corto? Muy buena idea, seguir dandole vida al personaje. Sabes, yo me identifique mucho con ella, ya que la tomè despuès de que la creaste y la cuidè como si fuera yo misma. Asi es que seguire sus pasos.
Un beso

mark66 -

La novela ya ha terminado, pero aquí aparece Eugenia Berdún, que cobra vida de nuevo en un apartado especial para ella de la mano de tu blog, que al fin y al cabo es el personaje que tu creaste, ¿no?
Sugerente idea.
Besotes!

melytta -

Hola Eneta, vengo para verte, y de paso agradecerte tu visita y tus palabras.
Nos leemos, vas despacito, pero es un seguro de que esto va para más. Curioso... yo empecé así, los ritmos internos son tan personales.
Un fuerte abrazo. :-)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres